Definición de proyecto

 

Un proyecto es un conjunto de actividades relacionadas entre sí por perseguir un objetivo en común, en un periodo de tiempo determinado y bajo unos requerimientos específicos.

Los proyectos son únicos y como tales están formados por un equipo de colaboradores que ejecutará las actividades del mismo con unos recursos necesarios y disponibles.

De ahí, que la definición de proyecto englobe una serie de elementos diferentes entre sí, con naturaleza distinta e intereses dispares. La gestión de todos estos aspectos, con el propósito de aprovechar los recursos y obtener los máximos beneficios en un periodo de tiempo concreto, corresponde al Project Manager.

 

definicion de proyecto

 

¿Qué significa proyecto?

 

El significado de proyecto está relacionado con la ejecución de un plan. Un conjunto de ideas o acciones necesarias para alcanzar un objetivo.

A diferencia de la definición de proceso, un proyecto es único. Está caracterizado por relacionar un equipo de trabajo determinado, un periodo de tiempo concreto bajo unos requisitos específicos. Muchos de estos requisitos pueden recogerse tanto antes del desarrollo de un proyecto como durante la ejecución del mismo. De ahí, la aplicación cada vez más frecuente de métodos ágiles de gestión, capaces de planificar de una manera flexibles. Una de las aplicaciones web más populares que permite planificar deforma ágil, es Sinnaps.

Por su parte, un proyecto de empresa relaciona estas acciones con la estrategia, valores y misión que la definen. En este caso, el concepto de proyecto está vinculado con la cultura de la empresa y los procedimientos aplicados a tus planes de acción.

 

Desarrollo de un proyecto

 

La ejecución de un proyecto se inicia desde que se detecta la necesidad de alcanzar un objetivo. A partir de este consideración, se comienza a elaborar un plan de acción. Se identifican unos recursos necesarios y disponibles, bajo un presupuestos y unos plazos marcados.

El equipo de trabajo también se debe seleccionar en las fases iniciales, así como un detallado plan de comunicación, básico para tener en cuenta a todos los interesados del proyecto. De hecho, de los grandes errores de muchos directores de proyecto es identificar correctamente a estos stakeholders o interesados/colaboradores. No sólo en la primera etapa de desarrollo de un proyecto, sino a lo largo de su ejecución.

Identificamos pues las diferentes fases del desarrollo de un proyecto, con el fin de entender mejor la definición de proyecto:

 

1/ Identificación de un objetivo general

2/ Diseño de las actividades y pequeños objetivos para alcanzar propósito inicial

3/ Selección de un equipo de trabajo

4/ Registro de los recursos con los que contamos y los que necesitamos

5/ Identificación del alcance del proyecto, así como de los interesados del mismo

6/ Primera planificación, teniendo en cuenta objetivo, actividades, equipo, recursos e interesados

7/ Elaboración de un plan de comunicación claro

8/ Reunión de arranque de proyecto o Kick-off con el equipo de trabajo

9/ ¡Se pone en marcha la ejecución del proyecto!

10/ Identificación de hitos o reuniones con fecha fija para evaluar y hacer seguimiento del proyecto

11/ Evaluación y seguimiento continuo de las actividades

12/ Control del avance del proyecto e informes automáticos

13/ Re-planificación continua en base a las necesidades reales del proyecto

 

Desde que se pone en marcha el proyecto, los demás puntos se realizan en paralelo. Siempre vamos a estar evaluando y haciendo un control continuo del funcionamiento del proyecto. Lo que nos lleva a definir hitos o reuniones clave, para tomar decisiones tan importantes como la de seguir o no con el proyecto.

Además, estos nos podría derivar en re-planificar o hacer simulaciones de proyeto en el Modo de pruebas de Sinnaps, por ejemplo.

14/ Cierre del proyecto

15/ Lecciones aprendidas y mejora continua de procesos

Los procesos son procedimientos formados por unas acciones repetitivas para conseguir siempre un mismo objetivo. Por ejemplo, la fabricación de un coche es un proceso. Da lo mismo cuándo se desarrolle un proceso, ni por quién de realice. Los procesos son guías para generar un producto o servicio igual o muy similar.

 

¿Cómo la tecnología de Sinnaps te ayuda a planificar y gestionar un proyecto?

 

Las ventajas de trabajar con una aplicación web que hace accesible y viable la gestión de proyectos profesionales, es enorme. Hasta hoy, entendíamos la profesionalización en gestión de proyectos como un camino tortuoso y difícil de alcanzar. Sin embargo, gracias a escuelas cada vez más accesibles y aplicaciones como Sinnaps que acercan este mundo a todo tipo de empresa, se pueden planificar y gestionar proyectos profesionales de una forma segura, completa y fácil.

Calendario de Sinnaps

 

 

La tecnología de Sinnaps, una aplicación web muy intuitiva, permite calcular la mejor ruta de trabajo según el tipo de proyecto y necesidades específicas de cada uno. Así, prioriza automáticamente las actividades que el equipo debe ir completando con el fin de cumplir los plazos marcados.

El director del proyecto, sólo tendrá que fijar estos plazos en unas fechas concretas, vincular las actividades que estén relacionadas entre sí (o que necesiten terminarse para empezar otras) y dar una duración de las mismas. Sinnaps calcula automáticamente cuál es el camino crítico, las actividades críticas que más tenemos que poner nuestros esfuerzos por que estén acualizadas, si queremos llegar a tiempo a los plazos. Así, siempre sabremos el final de nuestros proyectos. Controlando cuándo terminarán, como mínimo y planificando de una manera mucho más realista.

 

Si tienes un comentario o idea sobre la definición de proyecto, ¡te animamos a compartir tu opinión con todos! 😉

 

Te puede interesar…

¿Qué lleva un proyecto?

¿Qué es gestión de proyectos?

Características de un proyecto

Etapas de un proyecto

Tipos de proyectos

 

Te recomendamos estos artículos

Escribe un comentario